Chaco apunta a aumentar las áreas protegidas

Chaco busca incrementar la extensión de sus áreas protegidas que actualmente representan el 5 por ciento del territorio. Como primera medida buscará promover la educación, la concientización para evitar los desmontes y la cacería furtiva.





Oso-hormiguero-01
Oso hormiguero

                                                                                 

 

La subsecretaria de Ambiente y Biodiversidad, Paula Soneira, enumera los objetivos desde la gestión del Gobierno del Chaco : “En primer lugar, resguardar, mejorar la administración y funcionamiento de parques y reservas”. Para ello, considera necesario “promover la educación, concientización y fortalecimiento de controles y fiscalización, para evitar los desmontes en la zona de corredores de biodiversidad, tanto como la cacería furtiva”. 

                                                                                      

 

 

 

“Un área protegida es además el componente fundamental de la conservación in situ de la biodiversidad en sus niveles: genético, específico y ecosistémico. Poseen valor ambiental, biológico, cultural, estético y científico, constituyéndose en un aporte significativo y emblemático para la conservación de la vida”, explica.

 

 

 

 

“Para el logro de estos objetivos estratégicos se requiere de acciones articuladas e interrelacionadas entre organismos de distinta jurisdicción". En este punto, la subsecretaria indica que "la provincia del Chaco es una de las pocas que tiene un convenio marco con la Administración de Parques Nacionales,  vigente desde el 2.009 y con un fuerte compromiso mutuo entre los gobiernos nacional y provincial”, afirma la subsecretaria de Ambiente y Biodiversidad.

 

 

 

 

Una ley para los corredores de conservación

 

 

 

 

La aplicación de este convenio está a cargo de un Comité Interinstitucional conformado por el Gobierno Nacional y Provincial, que en el año 2.014 elaboró un Plan Estratégico de Conservación. Este plan prevé la creación de dos corredores pilotos: el corredor del Interfluvio (Cuenca del Río Bermejo) y el corredor del Chaco Seco, por el Impenetrable. 

 

 

 

 

“Un dato no menor, teniendo en cuenta la riqueza faunística de Chaco y la prohibición total y permanente de caza para especies amenazadas y declaradas Monumento Natural como el Yaguareté, Oso Hormiguero, Tatú Carreta, Chancho Quimilero, Aguará Guazú, Gato Onza u ocelote, Ciervo de los Pantanos y Tapir”, destaca la funcionaria.

Te puede interesar

El legado salvaje de Tania

Tania es una superviviente por naturaleza y por instinto animal. Sin preguntarse porqué supo sobreponerse a sus condicionamientos. 

Yaguarete-20-08-14-01