Recuerdan la prevención del uso de pirotecnia y consumo de alcohol

En vísperas de los festejos por Navidad y Año Nuevo, el Ministerio de Salud Pública recuerda la importancia de prevenir las conductas de riesgos en torno a la pirotecnia y el consumo de alcohol. Los especialistas precisan que los niños y jóvenes son los más afectados por secuelas graves tras el uso indebido de estos elementos de festejos.
Anio-Nuevo-01
Campaña del Ministerio de Salud para las fiestas de Navidad y Año Nuevo

La subsecretaria de Promoción de la Salud, Miriam Machado, desalentó el uso de pirotecnia en los hogares durante las fiestas, por el riesgo que representa para la salud en la mayoría de los casos. En cuanto al consumo de alcohol, instó a los conductores a evitar manejar si se ingirió bebidas alcohólicas o cualquier otra sustancia que altere la atención y los reflejos o designar otro conductor. “Con sólo tomar los recaudos necesarios las familias podrán disfrutar con sus seres queridos unas armoniosas fiestas”, expresó.

 

PIROTECNIA Y NIÑOS

 

Machado indicó que con los accidentes de pirotecnia las manos, los ojos, la cabeza y el rostro son las partes del cuerpo que suelen resultar más afectadas, muchas veces requiriendo intervención médica de urgencia. “La manipulación incorrecta de estos artefactos puede ocasionar graves lesiones físicas, como quemaduras, problemas auditivos y daños oculares irreversibles, que pueden discapacitar a la persona de por vida”, explicó la funcionaria y aconsejó a los  adultos evitar que los niños usen pirotecnia y no exponerlos a este tipo de elementos. 

 

Por su parte, la jefa de la Unidad de Quemados del hospital Pediátrico “Avelino Castelar”, María del Mar Mora y Araujo, explicó que durante las fiestas aumenta el ingreso de niños de entre 7 y 14 años con lesiones graves por la manipulación de pirotecnia. “Más de 10 niños llegan a la guardia, de los cuales por lo menos 3 quedan con secuelas y tratamientos crónicos”, aseveró y remarcó que el equipo sanitario promueve “pirotecnia cero” para los niños, porque garantiza su bienestar y evitan lesiones de todo tipo. 

 

La especialista indicó que en caso de ocurrir un incidente como fuego sobre la ropa de una persona, se debe sofocar envolviendo al afectado con una manta o haciéndolo rodar sobre el suelo. La víctima no debe caminar ni menos aún correr; lavar la zona lesionada con agua fría pues calma el dolor y frena la acción calórica; no colocar nunca cremas, pomadas, ungüentos caseros y hielo; cubrir la zona afectada con paños limpios, toallas o sábanas.

 

Asimismo acotó que si el incidente comprometió el área ocular, el accidentado  no debe tocarse los ojos. En todos los casos, debe concurrir inmediatamente al centro de salud más cercano.

 

ACCIDENTES DE TRÁNSITO Y EL ALCOHOL

 

El director de Emergencia Médicas, Nicolás Ivancovich indicó que la cifra de accidentados fue en aumento en el año y gran parte de los afectados son jóvenes que fallecen o quedan con graves secuelas.  “Desde Salud en estas fiestas y todos los días del año alentamos a la comunidad a ser partícipe del cuidado y bienestar de todos, principalmente de nuestra población joven que tiene toda una vida productiva por delante”, enfatizó.

 

En el mismo sentido reiteró la importancia de evitar conducir si se ingirió alcohol o cualquier otra sustancia que altere la atención y los reflejos; y optar por un conductor designado. En la actualidad, según informó, en el área Metropolitana se registra un promedio de 16 a 20 personas accidentadas por día (en su mayoría jóvenes). Durante las celebraciones de fin de año, aumenta el número de casos en la franja horaria de madrugada.

 

Es fundamental que todos tomemos conciencia de la relevancia de respetar las normas de tránsitos, cuidar nuestra vida y la del otro, porque gran parte de las muertes son evitables”, expresó y ponderó que la consigna “alcohol cero” para los conductores es para proteger su vida y la de terceros.

Te puede interesar